Grasas-saturadas

¿Qué son las grasas saturadas?

Las grasas saturadas

La grasa saturada es una grasa sólida que se encuentran principalmente en alimentos de origen animal, siendo utilizada por nuestro organismo para producir energía. El exceso de grasa saturada termina depositándose en nuestras células, arterias y otros órganos provocando problemas de salud, como por ejemplo el aumento del colesterol en la sangre.

Requisitos de grasa saturada

No hay una dosis diaria recomendada de grasa saturada, ni existe un nivel superior de ingesta tolerable. Los expertos en nutrición y dietética recomiendan mantener las grasas saturadas lo más bajas posible, para ello se debe consumir una dieta que sea adecuada desde un punto de vista nutritivo. Las Guías Alimentarias  recomiendan que no más del 10 por ciento del total de calorías ingeridas deben provenir de las grasas saturadas.

¿Qué pasa cuando el consumo de grasas saturadas es demasiado alto?

Una alta ingesta de grasas saturadas se ha demostrado que aumenta el colesterol en la sangre, lo que se asocia con un mayor riesgo de enfermedades cardíacas. El exceso de grasa saturada aumenta el colesterol LDL (colesterol malo) en la sangre, pudiendo contribuir también al aumento de peso, al verse favorecido por el exceso de calorías.

¿Qué pasa cuando el consumo de grasas saturadas es demasiado bajo?

Una dieta baja en grasas saturadas es lo deseable.

¿Qué alimentos son altos en grasas saturadas?

Las grasas saturadasLa grasa saturada se encuentra en productos lácteos ricos en grasa, como queso, leche entera y mantequilla, los cortes grasos de carne y pescado, la piel y la grasa de pollo y pavo, manteca de cerdo, aceite de palma y aceite de coco. Muchos alimentos procesados como: los helados, pizzas y pastas, hamburguesas, salchichas y pasteles incorporan una determinada cantidad de grasas que se emplea para realzar su sabor, por eso, es conveniente leer las etiquetas de composición de estos alimentos y considerar su contenido en grasas saturadas.